SEGUIDORS

dijous, 14 de juliol de 2011

Calaix d'imprenta

Hacia tiempo que quería dar utilidad a unos cajones de imprenta, que eran de mi padre. No se me ocurría nada. Durante años han estado abandonados en un almacén de mi hermano, no se cuantos había, pero he recuperado tres. Son antiguos de verdad, pues tienen más años que yo. Que ya se pueden considerar antigüedad, jajajaja
Por casualidad buscando otras manualidades, descubrí la utilización que hacían de estos cajones y me encanto.
Así que voy a atacar el primero.
Pero antes lo tengo que desinfectar de carcoma, lijarlo y pintarlo o no se al final lo que haré.
De momento lo tengo en cuarentena, hasta este fin de semana que empezaré la siguiente fase.

Ya os contaré

Petons de colors

3 comentaris:

  1. Animo merece la pena el trabajo,de restaurarlo. Yo, no encontré cajón y me tuve que hacer uno y ya casi lo estoy terminando.
    musus ;-)

    ResponElimina
  2. Anims que aixo tot just acaba de començar!!
    Una abraçada
    Maria

    ResponElimina
  3. Genial, será un trabajo divertido ;)

    ResponElimina